la justícia belga denega l’extradicció de Lluís Puig

Anna Solé Sans
Foto: ACN
Barcelona. Viernes, 7 de agosto de 2020. elnacional.cat

"Esperábamos muchas posibles cosas hoy pero francamente nos ha hecho especial ilusión", ha comentado Puig tras conocerse el veredicto. "El Supremo no era competente para condenar a 100 años de prisión al gobierno". De esta manera, ha pedido que "se pare esta causa, que no tendría que haber empezado".

Puig ha recordado que la "injusticia" de la causa "ya se vio en Alemania en 2018". "Es una causa que son 100 años de prisión y muchos parlamentarios han pedido a España que lo detenga", ha repetido.

"El Gobierno que presumía de que la fiscalía dependía del Gobierno, tiene en su mano iniciar los trámites para una amnistía". Y ha insistido en el hecho de que "este juicio es una vergüenza". El conseller ha subrayado que "nunca hemos estado fugados".

Presunta malversación

El Tribunal Supremo solicitaba su extradición por presunta malversación de caudales públicos en la causa del procés independentista. El de hoy ha sido el primer veredicto de la Justicia belga sobre los políticos catalanes exiliados en octubre de 2017.

La orden europea de detención y entrega (OEDE) contra Puig fue reactivada por el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena junto con la del president Carles Puigdemont y el conseller Toni Comín, tras la sentencia que condenó a doce líderes independentistas por su participación en el procés.

La última audiencia sobre la extradición de Puig ante el tribunal belga de primera instancia tuvo lugar el pasado 23 de junio y entonces su defensa solicitó al juez que rechazara la entrega del exconseller a las autoridades españolas.

Ya entonces, el abogado belga Christophe Marchand explicó que el juez del Supremo Pablo Llarena ya no era competente para cursar una euroorden contra Puig.

La Fiscalia belga, que también defiende la petición española, ha anunciado posteriormente que presentará recurso contra la decisión del jutzago de primera instancia de Bruselas de rechazar la euroorden.

El abogado de Lluís Puig, Gonzalo Boye, ha asegurado en su cuenta de Twitter que el Tribunal Supremo "no era competente para estos hechos y personas", hecho que "siempre" han sostenido. Después de que la justicia belga haya rechazado la extradición del conseller, Boye ha destacado que "les da la razón con las consecuencias que eso tiene para el resto de procedimientos pendientes. Sin duda es un buen día para Puig y para todos".

La justícia belga denega al Suprem l’extradició de Lluís Puig

El jutjat de primera instància de Brussel·les creu que el tribunal espanyol no és competent


El tortuós camí europeu de Pablo Llarena

El Suprem acumula fracassos a nivell internacional