els fiscals del Supremo es reunirà avui ambels seus pars d’Schleswig-Holstein

Ernesto Ekaizer

Ayer el fiscal Jiménez Villarejo y su colega alemán en Eurojust prepararon la reunión que se celebrará en La Haya

La reunión entre la Fiscalía del Tribunal Supremo y la de Schleswig- Hostein para coordinar la defensa de la euroorden en el proceso de extradición de Carles Puigdemont se celebrará hoy viernes en la sede de Eurojust –unidad de cooperación judicial europea-, tras su preparación ayer jueves a través de un encuentro de los representantes permanentes de ambos países, según pudo confirmar ARA. 

La confidencialidad del encuentro que tendrá lugar esta mañana de viernes ha sido tal que ayer jueves por la tarde trascendía que el encuentro había tenido lugar.

Sin embargo, la reunión de ayer fue preparatoria. Y en ella participaron los miembros permanentes de ambos países en Eurojust. El representante de España y jefe de la delegación es el fiscal Francisco Jiménez-Villarejo, vicepresidente de Eurojust desde 2013.

Hoy los fiscales del Tribunal Supremo que participan activamente en la la querella por rebelión y malversación que instruye el magistrado Pablo Llarena analizarán con sus colegas de la Oficina del Fiscal de Schleswig-Holstein las posibilidades abiertas tras la decisión (Beschluss) del 5 de abril pasado por la cual los jueces de la Audiencia Territorial denegaron de entrada la entrega de Puigdemont por el delito de rebelión y declararon no inadmisible de entrada el delito de malversación.

La Audiencia ha solicitado, según dejó constancia en su resolución, información complementaria sobre los pagos realizados, las facturas y los cargos de 1,6 millones de euros que la euroorden adjudica al desvío de fondos para realizar el referéndum del 1 de octubre de 2018.

Pero si la Audiencia ha solicitado información adicional, que los fiscales del Supremo entregarán hoy en mano a sus colegas alemanes, también los españoles trabajan sobre una “complementaria” de la euroorden, o dicho de otro modo, una ampliación de la misma, según publicó el pasado jueves ARA.

La idea es intercambiar con los fiscales de Schleswig-Holstein cómo hacer esa ampliación, por dónde ir. Uno de las propuestas es replantear el tándem delito de rebelión (España)-alta traición (Alemania) a través de la conspiración para la rebelión que estaría contemplada en el artículo 83 del código penal alemán. Un tipo penal que no requiere el ejercicio de violencia –sí exigido en los artículos 81 y 82, base de la denegación de los jueces alemanes-, y que permitiría reenfocar la extradición.

Si los fiscales de Schleswig-Holstein aprecian viabilidad en esta ampliación, la Fiscalía del Supremo parece dispuesta a asumir el papel protagonista que hasta ahora no ha tenido en el procedimiento. Es decir: elevaría un escrito –sobre la base de los comentarios recogidos en La Haya- al magistrado Llarena en el que solicitará la ampliación de la euroorden.

Esta solución permitiría al magistrado instructor –reacio en el auto de procesamiento y en la euroorden a plantear el delito de conspiración, cuya pena de prisión es de 7,5 años- ser el “correo” de la Fiscalía a fin de mover ficha hacia la conspiración como jugada para no perder totalmente la baza de la rebelión    

https://www.ara.cat/es/Los-fiscales-Supremo-reuniran-Schleswig-Holstein_0_1995400734.html