decència i honradesa, banderes d´Antanas Mockus a les presidencials colombianes

La revolución electoral de Antanas Mockus supera todas las expectativas. En un mes, el que fue un excelente alcalde de Bogotá ha pasado del 10% en las preferencias del electorado al 34%, igualando al hasta ahora favorito Juan Manuel Santos. Según las encuestas más serias, Mockus ganaría a Santos en segunda vuelta.

El desmesurado crecimiento de Mockus se explica porque buena parte de la población está cansada de la corrupción y las violaciones de la legalidad por parte del presidente ÁlvaroUribe, de quien Santos, como ministro de Defensa, fue su más fiel paladín. Uribe y Santos podrían ser implicados en el asesinato de más de dos mil jóvenes por el ejército a quienes después les ponían uniformes de guerrillero para aparentar que habían muerto en combate. Con este macabro sistema, los militares lograban ascensos y recompensas en metálico.



Mockus se presenta como abanderado de la decencia y la honradez, lo que le ha valido el apoyo de centenares de miles de jóvenes a través de redes sociales. En la encuesta del Centro Nacional de Consultoría, Santos obtuvo el 35% de la intención de voto en primera vuelta; Mockus, un matemático y filósofo de origen lituano, registró un 34%. Santos bajó un punto respecto a hace una semana; Mockus subió cinco.

La conservadora Noemí Sanín obtuvo el 12%, bajando cuatro puntos. En una segunda vuelta, el ex alcalde de Bogotá obtendría un 50% y Santos un 44%. Es la primera vez que Mockus aparece como ganador de la elección presidencial. Los colombianos irán a las urnas el 30 de mayo para elegir al sucesor de Uribe; si ningún candidato obtiene la mitad más uno de los votos, habrá una segunda vuelta el 20 de junio.

"Algo está cambiando día a día, hora a hora, lo percibo en el apoyo de la gente; veo mucha esperanza y mucha responsabilidad - dijo Mockus al conocer los sondeos-.Podemos ganar en primera vuelta, es posible; con el dinero que nos ahorraríamos se podrían construir veinte colegios".

"La ola verde", "la fiesta verde", "la fiebre verde"... son los calificativos con que los internautas califican el ascenso de Mockus. La unión de Sergio Fajardo, ex alcalde de Medellín (el más popular de la historia reciente), a la candidatura del Partido Verde puso patas arriba la campaña electoral. La unión de las dos candidaturas del llamado voto de opinión abre nuevas perspectivas. "Vamos a demostrar que cuando dos matemáticos se suman, multiplican", dijo Fajardo. Así ha sido.

El analista Germán Vallejo afirma a La Vanguardia que "por fin, quienes no comparten la continuidad derechista de Uribe ven en Mockus una opción de centro con posibilidad real de triunfo; mucha gente de izquierda está dispuesta a apoyarle para que ponga decencia en la vida pública y acabe con tanta ilegalidad".

24-IV-10, J. Ibarz, lavanguardia