segueixen atemptats per disputa sunnís - xiís

Un atentado suicida causó ayer 27 muertos y 65 heridos en la localidad de Dera Ismail Jan, a 270 kilómetros de Islamabad, cuando más de mil personas celebraban el funeral de un líder chií asesinado el día anterior. Las autoridades impusieron el toque de queda después de registrar actos violentos tras el atentado, como saqueos y quema de coches. La violencia sectaria entre suníes y chiíes es muy habitual en las zonas donde hay muchos adeptos talibanes.

21-II-09, agcs, lavanguardia